canto de entrada

He aqu铆 la morada de Dios
entre los hombres:
ellos ser谩n su pueblo
y 鈥淒ios con ellos鈥 ser谩 su Dios.
Pueblo convocado
por el Verbo de Dios,
pueblo reunido en torno a Cristo,
pueblo que escucha a su Dios:
Iglesia del Se帽or.
Templo construido
por profetas y ap贸stoles,
templo en que Cristo
es la piedra angular,
santa morada de Dios:
Iglesia del Se帽or.

Primera lectura

Lectura del Profeta Ezequiel 2, 2-5

En aquellos d铆as, el esp铆ritu entr贸 en m铆, me puso en pie, y o铆 que me dec铆a:
芦Hijo de hombre, yo te env铆o a los hijos de Israel, un pueblo rebelde que se ha rebelado contra m铆. Ellos y sus padres me han ofendido hasta el d铆a de hoy. Tambi茅n los hijos tienen dura la cerviz y el coraz贸n obstinado; a ellos te env铆o para que les digas: 芦Esto dice el Se帽or.禄 Te hagan caso o no te hagan caso, pues son un pueblo rebelde, reconocer谩n que hubo un profeta en medio de ellos禄.

 

Salmo

Sal. 122, 1-2a. 2bcd. 3-4 R. Nuestros ojos est谩n en el Se帽or, esperando su misericordia

 

A ti levanto mis ojos,
a ti que habitas en el cielo.
Como est谩n los ojos de los esclavos
fijos en las manos de sus se帽ores. R.

Como est谩n los ojos de la esclava
fijos en las manos de su se帽ora,
as铆 est谩n nuestros ojos
en el Se帽or, Dios nuestro,
esperando su misericordia. R.

Misericordia, Se帽or, misericordia,
que estamos saciados de desprecios;
nuestra alma est谩 saciada
del sarcasmo de los satisfechos,
del desprecio de los orgullosos. R.

 

Segunda lectura

Lectura de la segunda carta del Ap贸stol San Pablo a los Corintios 12, 7-10

 

Hermanos:
Para que no me engr铆a, se me ha dado una espina en la carne: un emisario de Satan谩s que me abofetea, para que no me engr铆a. Por ello, tres veces le he pedido al Se帽or que lo apartase de m铆 y me ha respondido:
芦Te basta mi gracia; la fuerza se realiza en la debilidad禄.
As铆 que muy a gusto me glor铆o de mis debilidades, para que resida en m铆 la fuerza de Cristo.
Por eso vivo contento en medio de las debilidades, los insultos, las privaciones, las persecuciones y las dificultades sufridas por Cristo. Porque cuando soy d茅bil, entonces soy fuerte.

 

Evangelio del d铆a

Lectura del santo Evangelio seg煤n San Marcos 6, 1-6

 

En aquel tiempo, Jes煤s se dirigi贸 a su ciudad y lo segu铆an sus disc铆pulos.
Cuando lleg贸 el s谩bado, empez贸 a ense帽ar en la sinagoga; la multitud que lo o铆a se preguntaba asombrada:
芦驴De d贸nde saca todo eso? 驴Qu茅 sabidur铆a es esa que le ha sido dada? 驴Y esos milagros que realizan sus manos? 驴No es 茅ste el carpintero, el hijo de Mar铆a, hermano de Santiago y Jos茅 y Judas y Sim贸n? Y sus hermanas 驴no viven con nosotros aqu铆?禄.
Y se escandalizaban a cuenta de 茅l.
Les dec铆a:
芦No desprecian a un profeta m谩s que en su tierra, entre sus parientes y en su casa禄.
No pudo hacer all铆 ning煤n milagro, s贸lo cur贸 algunos enfermos imponi茅ndoles las manos. Y se admiraba de su falta de fe.
Y recorr铆a los pueblos de alrededor ense帽ando.

 

Canto de Ofertorio

TE PRESENTAMOS
Te presentamos el vino y el pan:
隆Bendito seas por siempre, Se帽or!
1. Bendito seas, Se帽or,
por este pan que nos diste,
fruto de la tierra y del trabajo de los
hombres.
2. Bendito seas, Se帽or,
por el vino que nos diste,
fruto de la tierra y del trabajo de los
hombres.

 

Canto de Comuni贸n

SI YO NO TENGO AMOR
RE si
Si yo no tengo amor,
SOL LA7
yo nada soy, Se帽or. (bis)
RE
1. El amor es comprensivo,
si
el amor es servicial,
SOL
el amor no tiene envidia,
LA7
el amor no busca el mal.
2. El amor nunca se irrita,
el amor no es descort茅s,
el amor no es ego铆sta,
el amor nunca es doblez.

Canto Final

VIRGEN DEL CARMEN BELLA
Dios te salve, Mar铆a, del Carmen
bella flor; Estrella que nos gu铆as
hacia el sol del Se帽or. (bis)
1. Virgen del Carmen bella, Madre del
Salvador, de tus amantes hijos oye el
cantar de amor.(bis)
2. Junto a ti nos re煤nes, nos llamas con
tu voz: quieres formar de Chile un pueblo
para Dios.(bis)
3. Somos un pueblo que marcha
en busca de la luz; gu铆anos, Madre
nuestra, ll茅vanos a Jes煤s. (bis)